lunes, 12 de marzo de 2012

¿Vale la pena luchar por un amor... a distancia?



Una chica pregunta: Tengo una pareja a distancia… ¿Vale la pena luchar por este amor?

La fuerza - La papisa - El colgado


En la actualidad la distancia es un obstáculo bastante débil. Existen diversos artefactos que nos conectan a todo el mundo a través de la web.

El internet es la prótesis telepática por excelencia; el mejor aliado de los enamorados que por alguna razón deben vivir físicamente separados.

La fuerza te dice que deberías tomar la distancia como una maestra, un buen pretexto para conocer el verdadero sentimiento que se desarrolla en tu corazón. El amor a distancia es un tema delicado, pero…

¡Existe y es posible!

Tú tienes el poder de manejar esta situación de la forma más evolucionada. La distancia es una pequeña trampa que aflora muchos aspectos de tu personalidad y tu corazón.

En la lámina del tarot podemos observar a un ser que juega en las fauces de un león.

¡No le teme al peligro!

Porque sabe que nada puede dañarlo, que las heridas la fortalecen, que el miedo es el mejor maestro para trascender.

El león, en este caso, es la distancia.

¿Qué tanto le temes?

El hecho de no tener a tu pareja a lado no es sinónimo de olvidos o infidelidades. Es un buen pretexto para conocer los sentimientos que anidan en tu corazón y en los de tu pareja.

La fuerza te dice que toda eventualidad negativa puede ser transformada en positiva a través de nuestro poder interior, a través de nuestro arte.

¿Te sientes insegura, con miedo, sola, desesperada?

¡Haz algo para transformar ese miedo en una sonrisa!

Escribe un poema, una canción, haz un dibujo de ambos abrazados. Escríbele algo bonito sin esperar respuesta…

Sentimiento de sin te re sa do.

La fuerza te dice: Transforma los pensamientos negativos en positivos con el arte que escurre de tus manos.

¡Transforma!

La papisa es una entidad espiritual sentada en un trono que está leyendo las leyes de la vida. Ella entiende que las cosas no siempre tienen que ser perfectas por que la imperfección es maestra, porque la vida en una eterna felicidad puede llegar a ser aburrida y los tropiezos hacen de nuestra existencia algo interesante.

Ella te dice que el peor enemigo del amor es la intelectualización. Una persona que trata de racionalizar en exceso las situaciones o las acciones de nuestra pareja va destrozando el sentimiento, la voz poética del corazón que es el lazo que une a los seres.

¿Me estará engañando?
¿Pensará en mi?
¡Hoy no me dijo cosas bonitas como ayer!
¡De pronto dice cosas que antes no me decía, seguro las aprendió de otra mujer!
¡No me ha llamado!
¡No me manda mensajes!
¡Tiene 1000 amigas en el facebook!
¡Es un mentiroso, dejaré que siga sus mentiras hasta ver a dónde llega!
¿Me amará?

Tantos pensamientos parasitarios que el intelecto cree y crea como protección a un supuesto daño.

´¡Pongo mis barreras para no salir lastimado!´

¡Qué estupidez!

La barrera te protege de tal manera que no pueden entrar ni salir sentimientos. Es un aislamiento invisible.

Un exilio voluntario y tan sutil que no lo percibimos.

La papisa te dice: Algunas circunstancias son difíciles, quizá tristes… pero no son para hacerte sufrir. Son para enseñarte que lo que quieres cuesta, que debes valorarlo. Que tienes que poner un velo entre el ego intelectualoide que crea sombras en tu corazón y el amor puro.

¡Persevera y algo grandioso crecerá dentro de ti!

Será el amor de tu vida o una experiencia invaluable e irrepetible.

Pase lo que pase será algo evolucionante.

Dice Aristóteles: Todo fluye hacia el bien.

Dime…
¿Qué es el bien para ti?
El universo encamina tu ser hacia esa meta.


El colgado es una carta muy bella en esta consulta. Habla sobre los límites que nosotros mismos nos imponemos. Es un personaje que se está meciendo con el viento, colgado de un pie en una rama con las manos atrás. No se ve si las tiene amarradas o no. Significa que tú te pones tus propios nudos, tus propios obstáculos, tú les otorgas el poder a tus miedos.

La carta no muestra un fondo…

¿Qué tan alto es el precipicio donde está colgado este personaje?

mil kilómetros
un millón de kilómetros
cien metros
un metro
treinta centímetros
un centímetro
un milímetro

¿De cuántos límites y miedos te cuelgas?

¿Vale la pena luchar por un amor a distancia?

Los tres arcanos te dicen:

Vale la pena luchar por una causa donde haya una semilla de amor

Como toda semilla es necesario cuidarla, abonarla, orientarla, encausarla y darle amor para que los frutos sean deliciosos y saludables.


¿Tú qué piensas?
¿Te arriesgas a ganar la mejor de tus experiencias?

1 comentario:

Julianna G.Romero. dijo...

Hola, me llamo Julianna, te escribo pq me sentí con la necesidad de agradecerte por tus palabras, pq si bien no son dirigidas hacia alguien en especial, me sentí identificada y me ayudó, por eso pude postear mi nva entrada, ya que mi novio se encuentra muy lejos y me hace mucha falta.

Y sí, vale la pena luchar por quien amas...